Yo soy yo. Tú eres tú.

tu-yo

Yo soy Yo.
Tú eres Tú.
Yo no estoy en este mundo para cumplir tus expectativas.
Tú no estás en este mundo para cumplir las mías.
Tú eres Tú.
Yo soy Yo.

Si en algún momento o en algún punto nos encontramos, será maravilloso.
Si no, no puede remediarse.

Falto de amor a Mí mismo
cuando en el intento de complacerte me traiciono.

Falto de amor a Ti
cuando intento que seas como yo quiero
en vez de aceptarte como realmente eres.

Tú eres Tú y Yo soy Yo.

Estas palabras poéticas y, a la vez, realistas, de  Fritz Perls exponen la base de la autonomía, autoestima y la mejor forma de proceder, con honestidad, consigo mismo y con los demás.

En principio nos plantea con claridad que cada uno de nosotros somos diferentes, únicos y con la función de hacernos cargo de nosotros mismos. Que somos responsables de nuestras propias vidas, actos y sus consecuencias y que la vida personal se ha de vivir de acuerdo con nuestra unicidad.

Que hemos de aprender a que no podemos ni gustar a todo el mundo ni es posible establecer relaciones de agrado con todas las personas. Que con algunas será posible pero con otras no habrá afinidad y eso entra dentro de la realidad. El contacto humano, la conexión emocional o intelectual es muy necesario y estimulante, pero no se puede dar con quienes son discordantes con nuestro propio ser. Y eso no tiene remedio.

Me traiciono cuando trato de dar una imagen de mí que esconde lo que realmente soy. Porque me aceptes, dejo de aceptarme, por tratar de gustarte me disgusto a mí mismo y me desconozco. Traiciono quien soy cuando trato de ser como imagino que debería ser para gustarte.

Te malquiero cuando no te quiero como eres, sin aceptar el total  de habilidades, cualidades, límites, errores y posibilidades de desarrollo. Trato de imponerte mi ser, mis normas y mis conceptos vitales, tratando de ajustarte a mi visión, dejando de mirar y entender que eres de otro modo. Y que así enriqueces la vida.

Tú eres tú, yo soy yo. Y está bien que sea así, aunque no nos encontremos. Estamos bien los dos, aunque seamos distintos, porque somos unicos.

2 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. irthalm
    Jul 20, 2015 @ 14:45:07

    Me encanta este texto, y tu reflexión también, Ana. Creo que en esto se encuentra la esencia de la vida; vivir desde la aceptación.
    Gracias por compartirlo.

    Responder

  2. anasanantonio
    Jul 20, 2015 @ 14:48:26

    Muchas gracias Irtha, me gusta mucho que te haya gustado y estamos de acuerdo. Sin aceptación no hay Vida ni hay realidad. Y en ella, en la realidad, es donde hemos de actuar para conseguir vivir. Besos

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Entradas por meses

Únete a 279 seguidores más

Estadísticas

  • 33.979 visitas