Tomaduras de pelo mediáticas

hipnotizador

Yendo un paso más allá de los cantos de sirenas, hoy quiero hablar del puro embaucamiento que podemos encontrar en muchos medios de comunicación. Anoche volvieron a emitir un programa anterior, en el que se somete a “hipnosis” a una persona para ponerla en contacto con el espíritu de un familiar muerto.

Esto, aparte de una crueldad, es mentira. Lo que ese “hipnoterapeuta” hace es evocar las imágenes del familiar que la persona guarda en su memoria, usar la necesidad profunda y completamente entendible de la persona de retomar el vínculo emocional con su ser querido muerto y hacerle vivenciar las imágenes deseadas como si fueran un verdadero contacto con el espíritu de ese fallecido.

Así lo que se consigue es mantener el duelo sin resolver, enquistar unas creencias que distorsionan la realidad y activar en la persona esperanzas basadas en imaginaciones. La persona se queda enganchada en sus deseos, tomando sus imágenes mentales como “magia” que la conecta a un ser querido y perdido, llevando a cabo este contacto de forma ocasional, con lo que se refuerzan esas creencias.

Me siento molesta y disgustada con este uso indecente, torticero y bribón de la hipnosis, porque sigue dando una imagen distorsionada y retorcida de lo que, en realidad, es una potente herramienta para el beneficio de la persona en lugar de usarla para hacer espectáculo, entretenimiento y parodia.

Hemos tenido tantas y diversas ocasiones de ver y aguantar indecentes momentos en televisión en los que se denigra y ensucia el verdadero objetivo de esta técnica, haciendo pasar por “verdad” fraudes, unas veces pactados de antemano con sus receptores, otras veces valiéndose de la necesidad y dolor de los afectados por una pérdida y otras haciendo simplemente una demostración de “caradurismo” y cachondeo ante el público y televidentes, que parece que luchamos contra molinos de viento, cuando en realidad son gigantes del engaño, la tomadura de pelo y el descaro más desalmado.

No importa, seguiremos denunciando estas y otras formas inadecuadas de usar la hipnosis. No nos van a faltar ni las fuerzas ni las evidencias científicas sobre lo que SÍ es y NO es la hipnosis.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Entradas por meses

Únete a 279 seguidores más

Estadísticas

  • 33.979 visitas