LA TORTUGA

“… Imagínate una tortuga que se dirige hacia su cueva. Pero la tortuga, cada vez que llueve, cuando sopla el viento, cuando topa con piedras, cuando oye un ruido, esconde la cabeza en su caparazón. A veces saca la cabeza del caparazón y avanza un poco, pero en cuanto ocurre algo inesperado a su alrededor (aparece una mariposa, una nube oculta el sol, cae al suelo un fruto maduro…) se mete dentro del caparazón.

¿Crees que de esta forma puede alcanzar lo que pretende?

A lo mejor, la alternativa es avanzar con todo el cuerpo fuera, cabeza, patas y cola, en pleno contacto con el suelo, abierta a lo que pueda surgir en el camino, notando todo lo que sucede mientras avanza hacia su meta.

Probablemente no le gusten muchas cosas de las que se encuentre o sucedan en el camino, o tal vez sí, pero eso es absolutamente distinto a su determinación a avanzar por el sendero…”

¿Qué pensamientos tiene la tortuga asustada?

Tortuga

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Entradas por meses

Únete a 279 seguidores más

Estadísticas

  • 33.979 visitas